martes, 4 de septiembre de 2012

He oído que el infinito os queda pequeño.

He oído que te quiere, que te cuida.
Que eres su princesa y que te mima.
Que para él no hay más cielo que tus manos, y que sin ti ya nada tiene sentido. 
He oído que ya no sabe más forma de vivir que contigo.
He oído que el infinito os queda pequeño.